• César Paz-y-Miño. Genetica y Ciencia. Redacción

El Ministerio de Salud vs. la investigación nacional en biomedicina*


En el ambiente de los investigadores en biomedicina del país existe una gran preocupación porque desde el Ministerio de Salud Pública (MSP), y específicamente desde la Dirección de Inteligencia, se ha tomado como costumbre dificultar los proyectos de investigación presentados por investigadores nacionales, simplemente no se han aprobado o están durmiendo eternamente en las oficinas o en manos de técnicos analistas, que entre los investigadores se aspira a contar con interlocutores similares en formación y análisis.

Con el afán de que estos procedimientos sean revisados y cambiados, narro algunos de los problemas y peripecias que pasamos muchos investigadores.

Nuestros proyectos, diseñados en base a experiencia investigativa, que los trabajamos por meses para que estén listos, deben ser enviados en el primer formulario para que sean evaluados y aprobados por el Comité de Ética reconocido por el propio MSP, previo un primer pago por este trabajo. Aclaro que los CEISH (Comité de Ética para la Investigación en Seres Humanos), para su reconocimiento oficial, pueden esperar entre meses a un año para lograrlo. Para ello se evalúan los miembros, grados académicos, si tiene cursos de ética, entre otros. Al ser legalizados sus acciones deberían ser respetadas. Nos hemos encontrado adicionalmente, que cada vez que se cambia de director de las áreas del MSP, se cambia las condiciones de estructura de un CEISH.

Una vez aprobado por el CEISH, cosa que normalmente tarda entre uno a dos meses, se llena el segundo formulario, el específico para el MSP, otro proceso titánico. Una vez lleno se debe entregar el formulario de registros de las investigaciones propuestas. Aquí se radicaliza el desconcierto. El MSP debe registrar las investigaciones que cumplan con el CEISH, que tiene competencia de sugerir los cambios a los proyectos, que además centra su esfuerzo en evaluar el grupo de investigación, es decir estar inscrito como investigador nacional y trabajar en una institución dedicada a investigación. Entre otras cosas te piden 5 años de experiencia para dirigir la investigación.

En este momento del proceso para hacer investigación en el Ecuador, siendo personal ecuatoriano acreditado, pertenecer a instituciones nacionales reconocidas legalmente, con investigadores de trayectoria cotejable cualquier momento, con publicaciones nacionales e internacionales, premios de investigación, recursos propios de las instituciones, que los resultados beneficiarán a la sociedad, a pacientes y más, se enfrenta a la Dirección de Inteligencia del MSP.

Las evaluaciones que emana esta Dirección son de entrada negativas y poco constructivas. Opinan de todo y de todos los aspectos de la investigación planteada. Anótese que en la mayoría de casos las investigaciones son diseñadas por instituciones privadas, universidades privadas, autónomas, con el dinero propio, es decir que en principio pueden y tienen el derecho de investigar lo que deseen, dentro de la ética y el beneficio público, pero al no contar con fondos del Estado, su injerencia debería centrarse en precautelar la ética investigativa y justamente el beneficio público, no cuestionar la investigación libre.

A la Dirección de Inteligencia del MSP le puede parecer inadecuado el título del proyecto, los objetivos, el presupuesto (que no es de ellos), la metodología (que nos son expertos en todo), te piden que justifiques cuestiones absurdas como el por qué se dice que mayor de edad es alguien de 18 años o más, pueden exigirte cambiar los objetivos (aunque no sea el propósito de tu investigación), pueden cuestionarte el tamaño de la muestra a ser analizada (aunque los fondos propios solo te alcancen para 100 individuos, ellos te piden 2 mil, y sin poner un centavo en el proyecto), te cuestionan la zona y origen de las muestras (por qué esas regiones y no otras sin siquiera conocer el campo de influencia de la institución proponente o los convenios que tenga), te cuestionan el consentimiento informado que ya está firmado por los individuos y aprobado por el CEISH, y lo peor de todo es que cuestionan al propio CEISH, que ellos mismos (MSP) les reconoció, y esto es tan real, que una vez maltratado tu proyecto por los técnicos de la Dirección de Inteligencia, debes volver a hacer el proyecto con las “observaciones” que te “solicitan”, y volver a presentar al CEISH, es decir volver al primer formulario y pagar por segunda vez la evaluación. Si los investigadores hacemos caso a las observaciones, en la práctica se trataría de un nuevo proyecto, ajustado a los intereses del MSP y no a las necesidades e incluso complacencias de las instituciones autónomas y que usan sus propios recursos para investigar.

En Genética es dramática la situación. Con leyes castigadoras, prohibitivas, obstaculizadoras, que parten de prejuicios, el más común: un investigador que desea investigar genes es un biosaqueador en potencia. Esto es tan absurdo que cae por su propio peso, si el investigador es reconocido por Senescyt, está inscrito como investigador nacional, trabaja en una institución pública o privada legalmente constituida en el Ecuador, si el proyecto se presenta con filiaciones ecuatorianas, si el equipo de investigación calificado y las máquinas de investigación están en el Ecuador, el MSP debería facilitar, aprobar y registrar casi automáticamente los proyectos. Pero no lo hace, desconoce todo y cuestiona la eficiencia investigativa nacional, obstaculiza el desarrollo científico del país. En resumen, eres un investigador ecuatoriano, trabajando con muestras ecuatorianas, en territorio ecuatoriano, pero te consideran casi malhechor. Por eso es que la producción científica ecuatoriana representa el 0,03% en el mundo. No hacen ni dejan hacer ciencia.

La cosa se pone peor cuando en las publicaciones internacionales es evidente que existe un saqueo real por investigadores extranjeros, publican sobre el Ecuador muchos, el 70%, mientras que los ecuatorianos generamos entre el 20 al 30% de productos científicos propios. Solo recuérdese la venta de ADN de waoranis, la planta de ayahuasca, el hongo come plástico y más. Se persigue a los propios pero los ajenos se llevan impunemente datos.

Otra arista en la dificultad investigativa asociada a trámites burocráticas y visiones alejadas del interés científico nacional, es que muchos investigadores han realizado ya sus proyectos desde años atrás, incluso antes de las leyes vigentes, se recogieron muestras, se tiene datos, etc., pero el MSP no permite, incluso prohíbe, difundir, publicar o comunicar estos hallazgos. Existe la grotesca regulación que exige que todos los proyectos que usen muestras biológicas como sangre, mucosas, mocos, heces, orinas, etc., es obligatorio que pase por aprobación del MSP. Esto es inentendible, ya que el propio Estado pierde la oportunidad de enriquecer sus datos, en muchos casos ineficientes. Se obvian datos importantes e interesantes porque no se entiende la valía de la investigación por sí misma, en vez de encontrar una salida es más fácil prohibir. Existen en el Ecuador, decenas de datos ocultos que beneficiarían a todos. Esta no es la mentalidad de los analistas.

En suma, se podría decir que estamos en un mal camino. Poca investigación nacional, muchas trabas, nuevas y más rebuscadas regulaciones, controles internos inadecuados y punitivos, desconocimiento del derecho intrínseco y autónomo de instituciones e investigadores a investigar lo que sus propias ideas planteen e invirtiendo su propio dinero. Quizá esto cambie y pronto, sino seguiremos en peores puestos en el ranking.

Entenderíamos que los investigadores estamos indefensos ante un estado poderoso, frente a esto lo mejor es organizarnos como sociedad civil de investigadores y debatir y ser tomados en cuenta para las ocurrentes normativas que se estructuran. Es hora de que se pronuncien las sociedades científicas, las academias, gremios profesionales y más. Pienso que existe un desconocimiento de la intestina actividad científica llevada por científicos nacionales, por lo que se dictan leyes dentro de un esquema de poder político vertical.

*El presente artículo fue conocido por autoridades del Ministerio de Salud y determinó un par de reuniones en las cuales se aclararon puntos y las conclusiones de las mismas muestraron un panorama favorable para la investigación.

#geneticayciencia #CesarPazyMino #CesarPazyMino #MSP #MSPEcuador #MinisteriodeSaludPúblicadelEcuador #DirecciondeInteligencia #DirecciondeInteligenciaMSP #trabasalainvestigacion #CISH #evaluaciondeproyectosdeinvestigacion #investigadoresacreditados #pronunciamientodeinvestigadores #facilidadesdeinvestigacion #investigacionensalud #CIGG #CIGGUTE

294 vistas

© 2023 by The Artifact. Proudly created with Wix.com